Miel en España: El mercado que atrae a millones de abejas en el mundo.

Miel-en-España-El-mercado-que-atrae-a-millones-de-abejas-en-el-mundo2

Miel en España: El mercado que atrae a millones de abejas en el mundo.

La industria apícola española no se encuentra en su mejor momento. Los bajos precios de miel y la competencia en el mercado internacional ha hecho que este lucrativo mercado esté en franco deterioro, lo cual está conllevando al abandono de una actividad artística e inteligente para conservar los espacios naturales.

El principal culpable de toda esta desagracia han sido las importaciones desde países extranjeros, quienes ofrecen un precio mucho más bajo en comparación al de la miel española.

Por ejemplo: Un kilo de miel china tiene un coste de 1.50 EUR en comparación a los 6.00 EUR que cuesta producirla en España. Esto ha ocasionado que miles de empresas se inclinen por versiones similares de origen foráneo, aun cuando la calidad es muy inferior a la media nacional.

Pero más allá de los serios desajustes en la industria apícola de nuestro país, encontramos a un fortalecido grupo de emprendedores agrícolas decididos a sacar a relucir el mejor lado de los campos, ofreciéndonos una miel tan mágica como exquisita.

En 62 millones de euros anuales se estima el valor anual de producción de la industria apícola española, constituyéndose con un 0.17% del sector agrario. Y es que si por algo destacamos en esta área es por el nivel de profesionalismo existente, debido a que alrededor de un 80% de las colmenas está en manos de apicultores profesionales.

Miel-en-España-El-mercado-que-atrae-a-millones-de-abejas-en-el-mundo3

Asimismo, un 22% de los apicultores en toda la península posee una cualificación muy superior al promedio de la UE. Todo esto se traduce en un producto de alta calidad, el cual no está siendo valorado adecuadamente e impide que se le saque máximo provecho para el bienestar colectivo.

Comunidades autónomas arraigadas la a producción apícola.

Visitar cada rincón de España es una experiencia maravillosa, donde nos adentramos a lo más profundo de nuestras raíces ibéricas e intentamos conocer ese misticismo que rodea a todos aquellos productos que consumimos a diario, los cuales llevan ese sello tan propio que nos caracteriza como uno de los mejores fabricantes de alimentos gourmet en el mundo.

La industria apícola se extiende a varias comunidades autónomas como Andalucía, Extremadura, Castilla-León, Galicia y La Comunidad Valenciana. Allí se concentran esas colmenas que con su trabajo cotidiano son capaces de brindarnos una miel fantástica, capaz de quitarle el aliento a cualquier individuo en un simple sorbo.

Miel-en-España-El-mercado-que-atrae-a-millones-de-abejas-en-el-mundo2

Solo en Andalucía se concentran 5.008 explotaciones apícolas de las cuales, 1.658 (33%) son gestionadas por profesionales de apicultura; Al cambio en Galicia, existen 4.213 y solo 214 (4%) está bajo el mando de personas cualificadas. Esta industria brinda empleo y posibilidades de progreso a miles de españoles, quienes llevan sustento a sus hogares a través del esfuerzo diario para sacar hasta la última gota de esta sustancia edulcorada de las abejas.

Y es que España concentra el 16% total de la producción apícola de toda Europa con 2.68 millones de instalaciones, ubicándose en el primer lugar. Según datos del Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación, se estima que en nuestro país se produjeron 30.000 toneladas durante el pasado año 2.018.

De tales cifras, 25.1% se manufacturó en Andalucía, 19.9% en la Comunidad Valencia, 14.6% en Extremadura y 7.6% en Castilla-León. Estás 4 comunidades autónomas concentran más del 70% de la producción nacional.

¿Cómo podemos ayudar a la industria apícola nacional?

Consumir productos de fabricación local tiene más beneficios de lo que podamos imaginar. Se trata de apoyar a todos aquellos emprendedores nacionales, quienes se dejan el alma en sus trincheras laborales en cada faena para brindarnos la mejor calidad e imponer un estilo único en nuestra alimentación.

La industria apícola ha sido sumamente golpeada por la ignorancia e indolencia de aquellos que prefieren importar y expender una miel de peor calidad al público, basándose en la necesidad de “abaratar costes” para obtener una mayor factibilidad. No son conscientes de cuántas familias hay detrás de cada trabajador, el cual pone su mayor esfuerzo para cumplir con los estándares básicos exigidos.

Apoyar a la industria apícola española es sencillo. En vez de comprar esa miel que viene de China, la cual solo basta con ver su prospecto en la etiqueta para corroborar este hecho.

Adquiera la versión nacional y conciencia a tu entorno sobre la importancia de darle prioridad a todo lo que producimos aquí, considerando que estás empresas pagan impuestos y tales tributos contribuyen al sostenimiento de la infraestructura, así como también permiten continuar brindando diversidad de servicios básicos para el bienestar común.

Ofréceles alternativas para que puedan seguir mejorando e innovando en términos generales, afianzándose como esa alternativa fabulosa para consentir a tu familia con algo tan rico pero a su vez impregnado de orgullo español porque fue fruto del trabajo arduo en nuestras comunidades autónomas, dónde todo se hace con el mejor cariño del mundo.

 

 

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *